miércoles, 20 de enero de 2010

....homenajeando postreramente a Juan Casusol............el popular "Juanito".....



…poetas Diego Vicuña Villar; Fernando Ojeda Mendoza; Germán Súnico Bazán; don JUAN CASUSOL VILLACORTA ; Roberto Arriola Badaracco y Pedro Rivarola Urdanivia…..en el tradicional “Juanito” emporio de artistas y bohemios culturales….

…..homenajeando postreramente a don Juan Casusol………….el popular “Juanito”…

Para muchos que lo conocimos, fue una gran pena y dolor tomar conocimiento del fallecimiento de don JUAN CASUSOL VILLACORTA, quien partió al reino del Señor a sus 97 años de edad el ultimo día del año que se fue, y pasar a integrar el grupo de los peruanos triunfadores.
Don Juan, más conocido como “Juanito” fue un comerciante que enclavó su bodega en pleno corazón del tradicional distrito de Barranco. Sus familiares manifiestan que Juanito había nacido en Eten, puerto del departamento de Lambayeque y que fue traído a la capital por su madre la señora Zenobia Villacorta cuando era muy niño y para que trabaje como empleado domestico en una casa ubicada en el distrito de la Victoria, recibiendo a cambio de sus servicios, una adecuada instrucción.
Ya adulto Juanito, conoce a don Luís Queirolo dueño de dos bodegas instaladas una en Barranco y la otra en la calle Olaya en Chorrillos denominada “El Arca de Noe” y en la que don Luís le enseño a manejar el vino, a cocinar los jamones; a preparar las aceitunas en salmuera y a sacar cuentas, según relata su nieto Pedro.
Posteriormente el local de la bodega ubicada en la avenida Grau 274 de Barranco fue administrado por los hijos de don Luís Queirolo con poco éxito, quebrando en el año 1935 y es en esta ocasión cuando éste, decide vendérselo a don Juan Casusol a quién le tenía un gran afecto y considerarlo como un hijo.
Y es así como Juanito cuando recién contaba con 23 años acepta el reto de manejar el negocio y se dedica en alma, corazón y vida a la venta de abarrotes; escobas; leña; carbón; pintura entre otros productos, a preparar una variedad de platos fríos y a la venta de licores.
Es por la década del 70 cuando el “Juanito” inicia un estratégico cambio, se transforma comercialmente, ingresa a la modernidad efectuando modificaciones en sus ambientes, se cambian las ubicaciones de las mesas; se colocan afiches culturales en sus paredes y comienza a hacerse famoso y concurrido , por ser un emporio donde se consumían sus bien preparados platos fríos; sus sanguches y a catar la variedad de sus tragos, sin que se escuchen ruidosas melodías, lo que permitía que su clientela parle tranquilamente.
Posteriormente sus hijos Rodolfo; Juan y Cesar Casusol continuaron manejando el establecimiento, contando también con el apoyo de sus hermanas Cecilia; Mercedes y Zenobia , hasta convertirlo finalmente en un lugar obligado de todos los visitantes al tradicional distrito de Barranco de nuestra añeja Lima.
Aprovecho esta oportunidad para referir que el decimista Germán Súnico Bazán, fue invitado en el año 2008 por los familiares de Juanito , para celebrar el 96 aniversario de su natalicio y en esa ocasión canto el valse “Barranco en el Recuerdo” de su autoría , en la que hace referencia a don Juan Casusol.
El texto el valse dice así:

“BARRANCO EN EL RECUERDO”






Ciudad de poetas, ciudad de Molinos,
que tiñen de lila los jacarandás,
evoco tus parques, tu poético puente,
la misa en la Ermita y tu carnaval.


El beso furtivo de una mascarita
que en la verbena vivió su ilusión
y la fantasía de sólo tres días
que todos los años Momo regaló.


Serpentina amiga que como saeta
llevaba el mensaje de un naciente amor,
colorida cinta de ingeniosa gracia
que aromó el chisguete “Amor de Pierrot”
famosas orquestas pusieron el ritmo
que hasta al más novato lo hacían danzar
y cuántos romances allí florecieron
que después cupido los llevó al altar.


Hoy que he recorrido tus viejas tabernas
y he abrazado a Juan Casusol,
sentí la presencia de tantos amigos
bohemios artistas que Dios los llamó.
Tus fícus añosos sirvieron de lienzo
y aún guardan grabados recuerdos de amor
que enamorados mozos talladores
en dos corazones pusieron “Tú y Yo”.

Don Germán también ha compuesto recientemente, una décima romanceada en homenaje a don JUAN CASUSOL, que dice así:

“POR JUANITO”


Un rincón de la tertulia
la “Taberna de Juanito”
un rincón de la amistad
ideal para un lonchecito.


Un imán para artistas
bohemios de todo tipo,
lindo pa’tomarse un trago
y gustar de un “sanguchito”
contemplando el desfile
de muy bellos angelitos.




Dios determinó llamarlo
¡Condolencias a sus hijos!
a César, Rodolfo y Juan
(su extraordinario equipo)
y, a Ceci, Zenobia y Meche
orgullo de este distrito,
con los que doña Mercedes
colmó a don Juan de cariño
¡Patrimonio de Barranco
ha sido y será Juanito!.




……..descanse en paz Juanito…..los vimos hasta hace 7 años sentadito en la mesa tres de su local , esperando a sus clientes que eran sus amigos…………usted fue un ejemplo del provinciano trabajador y triunfador……….un abrazo de pesar a sus familiares …

Enrique Bravo Castrillón

1 comentario:

cececasusol dijo...

yo hija de Juanito Casusol le a gradesco esaes lindas palabras para mi padre no tengo el gusto de conserlo Zenobia E Casusol